Dna & Values

LA MARCA HISPANO SUIZA

Entre 1904 y 1946, Hispano Suiza fabricó más de 12 000 vehículos de lujo y 50 000 motores de avión.
Tras su renacimiento, la empresa ha creado el Carmen, un modelo pionero en el segmento del «hiperlujo» gracias a una combinación exclusiva de diseño atemporal, lujo exigente, artesanía meticulosa y una atención escrupulosa a los detalles, tanto técnicos como de ingeniería.

El afán de Hispano Suiza es convertirse en uno de los fabricantes de coches más lujosos y exclusivos de Europa y producir coches de lujo personalizables de la más alta calidad destinados a los aficionados al motor más exigentes del mundo.

La marca está orgullosa de sus raíces españolas —la oficina central, el centro técnico y las instalaciones de fabricación se encuentran en Barcelona— y un linaje familiar directo que se remonta cuatro generaciones hasta su fundador Damián Mateu.

EL ADN DE HISPANO SUIZA

Elegante, fiable y deportivo

El Carmen hace gala de una elegancia natural combinada con unas prestaciones deportivas. Al mismo tiempo, la ingeniería personalizada del socio de producción QEV Technologies garantiza la máxima calidad y fiabilidad.

Personalización

Diseñado conforme a los estándares más elevados, el Carmen está fabricado con los mejores materiales de los proveedores de mayor calidad a escala internacional. Un equipo específico de ingenieros y artesanos se encarga de construir meticulosamente a mano cada Carmen.

Exclusividad

El Carmen es tan solo para unos pocos soñadores, con solo 19 modelos de este gran turismo de hiperlujo.

Tecnología

Haciendo gala de unas prestaciones totalmente eléctricas y superiores desde el punto de vista tecnológico, el Carmen presenta el nivel más elevado de ingeniería automotriz, prestaciones y tecnologías de conveniencia.